El PP de Torrent insiste en el censo de ADN canino para acabar con los excrementos en la vía pública 

0 433

 Folgado: “con la Policía de Barrio que volverá a partir de mayo de 2023 con el Partido Popular y la recogida del ADN canino que sancionará a quien no recoja los excrementos de la vía pública, pondremos fin a uno de los muchos problemas de insalubridad en las calles de Torrent”.

Ya son más de 50 los ayuntamientos que han puesto en marcha el censo del ADN canino para erradicar los excrementos en la vía pública, 17 de ellos en la provincia de Valencia. Desde el PP de Torrent se ha vuelto a insistir en esta medida que está siendo todo un éxito allá donde se aplica y que en Torrent fue aprobada en la ordenanza del PP del año 2015 pero que nunca se llegó a aplicar al ser eliminado por Jesús Ros, nada más acceder a la alcaldía. 

La ordenanza con la implantación del censo de ADN para evitar el maltrato animal y la deposición de heces en las vías públicas de Torrent, fue una de las medidas estrella del PP en 2015. Se llegó a aprobar la ordenanza siendo alcaldesa Amparo Folgado a principios de 2015, pero al acceder en ese mismo año, Jesús Ros a la alcaldía, retiró este punto de la ordenanza. 

La portavoz del PP, Amparo Folgado ha señalado que “con la Policía de Barrio que volverá a partir de mayo de 2023 con el Partido Popular y la recogida del ADN canino que sancionará a quien no recoja los excrementos de la vía pública, pondremos fin a uno de los muchos problemas de insalubridad en las calles de Torrent”.

La recogida del ADN canino son todo ventajas en los municipios en los que se está implantando, pues, además de servir para identificar qué propietario no ha recogido las heces de su mascota en la vía pública y poder sancionarle, permite identificar al instante a cualquier mascota que se pierde, que es maltratada o que ha sido abandonada. 

Folgado ha señalado que “desde el PP volvemos a pedir a Ros, que asuma el error que cometió al eliminar el censo canino de la ordenanza, sólo porque la había redactado el PP y, como sus compañeros socialistas en la comarca, implante este sistema que acaba con el 90% de los excrementos en la vía pública, según afirmó recientemente el alcalde socialista de Mislata. 

Alboraya, Mislata, Xàtiva, Paterna, Almussafes, Càrcer, Almoines, Palmera, Sumacàrcer, Aielo de Malferit, Quart de Poblet, Rafelbunyol, Utiel, Rafelcofer, Sollana, Manises y la Font d’En Carròs, son municipios valencianos que ya están actuando con el ADN canino, del que Torrent fue municipio pionero pero que no se llevó a cabo tras el cambio de gobierno anterior en 2015, descartando el actual alcalde Jesús Ros, la aplicación de esta medida para acabar con los excrementos en la vía pública.

Folgado: “con la Policía de Barrio que volverá a partir de mayo de 2023 con el Partido Popular y la recogida del ADN canino que sancionará a quien no recoja los excrementos de la vía pública, pondremos fin a uno de los muchos problemas de insalubridad en las calles de Torrent”.

Ya son más de 50 los ayuntamientos que han puesto en marcha el censo del ADN canino para erradicar los excrementos en la vía pública, 17 de ellos en la provincia de Valencia. Desde el PP de Torrent se ha vuelto a insistir en esta medida que está siendo todo un éxito allá donde se aplica y que en Torrent fue aprobada en la ordenanza del PP del año 2015 pero que nunca se llegó a aplicar al ser eliminado por Jesús Ros, nada más acceder a la alcaldía. 

La ordenanza con la implantación del censo de ADN para evitar el maltrato animal y la deposición de heces en las vías públicas de Torrent, fue una de las medidas estrella del PP en 2015. Se llegó a aprobar la ordenanza siendo alcaldesa Amparo Folgado a principios de 2015, pero al acceder en ese mismo año, Jesús Ros a la alcaldía, retiró este punto de la ordenanza. 

La portavoz del PP, Amparo Folgado ha señalado que “con la Policía de Barrio que volverá a partir de mayo de 2023 con el Partido Popular y la recogida del ADN canino que sancionará a quien no recoja los excrementos de la vía pública, pondremos fin a uno de los muchos problemas de insalubridad en las calles de Torrent”.

La recogida del ADN canino son todo ventajas en los municipios en los que se está implantando, pues, además de servir para identificar qué propietario no ha recogido las heces de su mascota en la vía pública y poder sancionarle, permite identificar al instante a cualquier mascota que se pierde, que es maltratada o que ha sido abandonada. 

Folgado ha señalado que “desde el PP volvemos a pedir a Ros, que asuma el error que cometió al eliminar el censo canino de la ordenanza, sólo porque la había redactado el PP y, como sus compañeros socialistas en la comarca, implante este sistema que acaba con el 90% de los excrementos en la vía pública, según afirmó recientemente el alcalde socialista de Mislata. 

Alboraya, Mislata, Xàtiva, Paterna, Almussafes, Càrcer, Almoines, Palmera, Sumacàrcer, Aielo de Malferit, Quart de Poblet, Rafelbunyol, Utiel, Rafelcofer, Sollana, Manises y la Font d’En Carròs, son municipios valencianos que ya están actuando con el ADN canino, del que Torrent fue municipio pionero pero que no se llevó a cabo tras el cambio de gobierno anterior en 2015, descartando el actual alcalde Jesús Ros, la aplicación de esta medida para acabar con los excrementos en la vía pública.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies